Sin duda, el pasado domingo fue el broche de oro a un año inolvidable. Comenzamos el vermú con toda la Cuadrilla, amenizados por gaiteros y sus sanjuaneras, y después comimos todos juntos. El ambiente era de fiesta, de ganas de dar la bienvenida a San Juan 2018, pero también emotivo y melancólico por la despedida que muy a nuestro pesar, llegaba.

Todo estaba preparado para el relevo: el tradicional garrafón de vino con el pañuelo de nuestra Cuadrilla, el bastón de mando de la Cuadrilla de La Mayor, algo que representa orgullo y responsabilidad, y el libro de Cuadrilla, fiel reflejo de la tradición de nuestras fiestas. En esta ocasión, nuestras páginas fueron escritas y decoradas por nuestros cuatros Pablo y Sandra con bonitos motivos sanjuaneros. ¡Muchas gracias por vuestro tiempo y dedicación amigos!

Antes de las seis de la tarde fuimos a recoger a nuestra Virgen a su Iglesia, donde ha pasado este año, y dimos una pequeña vuelta al barrio antes de acudir al local de Cuadrilla para proceder a la Asamblea Vecinal del Catapan.

Allí nos esperaban los Jurados de este año, Marta y Jorge, acompañados de sus secretarios y colaboradores. Procedimos como mandan los usos y costumbres a la lectura del acta y las pujas del Sábado Agés y se aprobaron de manera unánime las cuentas de la Cuadrilla. Tras ello y previo intercambio de los correspondientes ramos de flores y obsequios era el turno de los nuevos Jurados de este 2018, el relevo se hacía efectivo. Estamos seguros de que lo harán estupendamente, y que ilusión y ganas no les van a faltar. El legado que recibimos hace un año está en buenas manos, nosotros ya somos parte de la historia sanjuanera, pues comienza un nuevo ciclo.

Acabado el acto, los abrazos, las emociones y las lágrimas de los miembros de la Cuadrilla fueron inevitables. Dejamos atrás una increíble experiencia donde la Mayor de Nuestras Ilusiones se hizo realidad, siempre estaremos eternamente agradecidos a nuestra Cuadrilla y a nuestra Soria.

Por último, aprovechamos para despedirnos, pues esta es nuestra última entrada en el blog. Ha sido un placer y un honor contaros desde dentro, desde las entrañas de San Juan, un año que permanecerá en nuestra memoria para toda la vida. Muchas gracias a DesdeSoria por darnos esta maravillosa oportunidad y gracias a todos los lectores que nos habéis estado siguiendo en nuestra aventura.

¡Gracias y hasta siempre, sanjuaneros y sanjuaneras!