Blog

"A través de los tándem de idiomas invitamos a la población soriana a venir a practicar idiomas con nuestras personas usuarias"

Decía Malala Yousafzai que “un niño, un profesor, un libro y un lápiz pueden cambiar el mundo”. Y es que la educación es una de las herramientas más poderosas para conseguir una verdadera transformación social, en pro de una sociedad más justa y equitativa. Anne Duminy profesora de español de la oenegé CONVIVE Fundación Cepaim, es conocedora, por propia experiencia, de la capacidad transformadora de la educación. Hoy conoceremos, gracias a ella, el trabajo que realiza esta Fundación, cuyo objetivo principal es conseguir un modelo de sociedad inclusiva e intercultural que facilite el acceso pleno a los derechos de ciudadanía de las personas más vulnerables de nuestra sociedad.

1.- ¿Cuál es la oferta formativa de Cepaim?

Desde los programas de Acogida y Protección Internacional, ofrecemos clases de castellano (desdeA1 a B2) a nuestras personas usuarias. Estas clases, 15 horas semanales, son imprescindibles para  relacionarse e integrarse en la sociedad del país de acogida, por lo que son  una parte esencial en su itinerario de integración.

Ofrecemos también clases de Alfabetización y lecto-escritura para aquellas personas que no han tenido la posibilidad de estar escolarizadas en sus países de origen o que tienen un alfabeto diferente y necesitan familiarizarse con el alfabeto latino

Como el tiempo de estancia en los programas es bastante limitado (3 meses en Acogida Humanitaria y 18 meses en Protección Internacional) procuramos que las clases sean muy prácticas y que cubran desde el primer momento sus necesidades más básicas, por eso, mis compañero/as formadores: Marta Mateos, Brahim Jiménez  y yo, trabajamos mucho en clases las destrezas de expresión y comprensión orales.  Vamos directamente a lo importante y urgente, también realizamos muchas clases fuera del aula: vamos al mercado, vamos a registrarnos en diferentes sitios (espacio Joven, biblioteca, espacio CYL digital…) cuestiones que ellos tendrán que hacer en su día a día y por eso ven enseguida la aplicación de lo que hacemos en clase.

Por otra parte, desde los programas de empleo, también se organizan cursos para la mejora de la empleabilidad.

2- ¿Cuál es la respuesta del alumnado de estos cursos de español?

Por norma general, la gente asiste de manera asidua a clase, se lo pasan muy bien y notan enseguida que avanzan con el idioma.

Por otra parte, desde el servicio de formación procuramos que, además de ser un espacio de aprendizaje, la clase de español sea un espacio social La heterogeneidad de los perfiles con quienes trabajamos, de las personas que hay en clase en los diferentes grupos, permite una mayor integración al trabajarse con las diferencias, ya que en la clase y en la pausa se van conociendo, se relacionan, comparten, se ayudan…

Un tema recurrente en clase es el de las diversas culturas, de los países de origen de todas las personas usuarias, por ejemplo, si hablamos de comida (¿qué comida es típica de tu país?); de la salud (¿qué remedios naturales utilizáis en tu país contra el resfriado?), etc.… ¡aprendemos mucho!

También, se trabaja mucho de forma dinámica y lúdica: juegos de rol, juegos de mesa, kahoots, concursos, actividades dinámicas… que hacen del momento de aprendizaje un una oportunidad de diversión también.

Las buenas memorias persisten cuando aprendemos de forma distendida y divertida

3.- ¿Ofrece la fundación otros servicios de acompañamiento a las personas migrantes y refugiadas, además de la alfabetización y la enseñanza del español?

Por supuesto, las personas que entran en el programa de Acogida tienen derecho, además de ver cubiertas sus necesidades básicas (alojamiento y manutención), a atención psicológica y jurídica, así como al acceso a posibles formaciones tanto ocupacionales como regladas, y a servicios de orientación e intermediación laboral. Por su parte y como se ha comentado, se trabaja desde una perspectiva intercultural con, también, actividades de ocio y culturales que permitan promover la integración y autonomía.

Se trabaja con cada persona en su itinerario individualizado de integración, ofreciéndole nuestra ayuda y soporte para lograr su integración y autonomía de forma óptima (acompañamientos, apoyos…)

4.- ¿Puede la ciudadanía soriana implicarse de alguna manera en este acompañamiento de las personas más vulnerables?

Siempre es bienvenida la ayuda voluntaria. Tenemos varias personas que nos brindan su apoyo en diferentes ámbitos: en las clases de castellano por ejemplo, pero también para acompañamientos, talleres de diferentes temáticas, para interpretar…con las personas recién llegadas. No siempre es sencillo entendernos aunque hablemos francés, inglés y árabe…. A veces, sentirse acompañado/a por una persona nativa con quien compartimos lengua, es una fórmula de cercanía que permite crear una relación mucho más sana, respetando los roles profesionales.

Por otra parte, desde las clases de castellano, hemos puesto en marcha desde el año pasado, en colaboración con el Ayuntamiento y la Cámara de Comercio, una actividad abierta que se llama “tándem de idiomas“. Allí, invitamos a la población soriana a venir a practicar idiomas con nuestras personas usuarias que hablen dichos idiomas. Se crean pequeños grupos de conversación en los que nos vamos conociendo y a la vez progresando en el aprendizaje.  Por el momento, se han creado grupos de Árabe, francés e Inglés.  Acabamos de tener la 1º sesión de esta nueva temporada en el espacio de trabajo Colaborativo (calle Zapatería) y ha sido un éxito. Vinieron personas sorianas a practicar francés e inglés con nosotros/as. Para las personas usuarias, poder hablar su idioma nativo siempre se agradece, pero más allá, el poder prestar su ayuda a una persona soriana para aprender y mejorar, les encanta. También es una forma de integración, ir conociendo gente siempre es un reto en un país extranjero, doy fe.

5.- ¿En qué medida este tipo de acciones de la Fundación CEPAIM son necesarias?

Imagínate llegar a un país lejano, sin conocer el idioma, la cultura, las leyes, el funcionamiento de la sociedad… y todo esto huyendo de propio país porque tu vida corre peligro allí… con todo el dolor, el trauma y la preocupación que ello conlleva.

¿Las acciones de la Fundación Convive Cepaim son necesarias? Mucho más allá de las acciones, lo que hace que nuestra labor sea tan importante, es el trato, la verdadera implicación y la importancia que se les da a las personas y, en mi opinión personal, esto es un rasgo muy significativo en nuestro trabajo. No se trabaja con informes y papeleo, que también, sino con PERSONAS

6. ¿Y son suficientes? ¿O es necesario un apoyo más duradero en el tiempo?

¡Nunca son suficientes! De hecho, es muy habitual que las personas usuarias sigan pasando por la Fundación para pedirnos ayuda o consejo con cualquier asunto mucho después de que se haya terminado su estancia en el programa, y eso es porque se ha tejido una relación de confianza muy bonita.

Por supuesto se les ayuda con todo lo que podemos; dependiendo de su proyecto individualizado, se les deriva a los proyectos de empleo, de desarrollo rural, de igualdad… Ello/as confían en nuestra profesionalidad y nos buscan tanto para pedir ayuda como para venir a celebrar sus logros! (carné de conducir, arraigo social, trabajo…)

7.- Si pudieras pedir un deseo en pro de esa sociedad más justa, inclusiva e intercultural, ¿cuál sería?

Pues si pudiera pedir un deseo…. Creo que sería que nuestros programas no fueran necesarios… que estas personas no hubieran tenido la necesidad de marcharse de sus países, que los esfuerzos que se emplean para integrar a las personas deje de ser un esfuerzo sino una evidencia, que sea una respuesta  natural de la sociedad de acogida.