¿Qué es la inflación?

Antes de llevar a cabo cualquier inversión, es preciso conocer la inflación de tu país y qué situación económica se presenta. El término hace referencia al aumento sostenido de los precios de bienes y servicios de una economía.

La inflación es un fenómeno que se presenta en casi todos los países del mundo; incluso la mayoría de los bancos centrales buscan que exista un poco de inflación; lo normal es que se encuentre entre un 2 o 3%.

La importancia de conocer la inflación de un país

Cuando no existe inflación, los precios de todos los bienes y servicios de un país bajan. Es lo comúnmente conocido como deflación, siendo el mayor temor de los responsables económicos de un territorio porque si tal situación sucede, podría ralentizar el consumo y el crecimiento de la economía.

Ahora bien, para medir la inflación, cada país tiene su propia métrica específica; en España se calcula por medio del Índice de Precios al Consumo (IPC), donde se refleja la evolución de los precios de los productos y de los servicios de primera necesidad.

Cuando ese índice aumenta de manera persistente, genera una deficiencia en el ahorro de la población, obligándolos a tener menos posibilidades de adquirir algunos bienes y servicios. En pocas palabras, la moneda comienza a tener una pérdida de valor.

¿Qué causa la inflación?

La causa más común de inflación es el desequilibrio existente entre la oferta y la demanda, es decir, muchos consumidores reclaman bienes escasos.

Por otra parte, el aumento de los precios realizados por las empresas debido al alza en la electricidad o los servicios de logística también son otra causa ya que suele repercutir en los productos que ofrecen a los consumidores.

Asimismo, cuando existe mucho dinero en circulación en un país, aunque parezca ilógico, se genera un gran aumento en la inflación ya que existe dinero, pero no se acentúa una demanda.

En este sentido, la inflación es usual en los países, siendo beneficiosa para el estado en algunos aspectos. No obstante, puede encontrarse en diferentes grados:

  • Inflación moderada: es un incremento ligero en los precios que no logra superar el 10% anual.
  • Inflación galopante: tiene un efecto negativo en la economía del país, la razón es que aumenta dos o tres dígitos de manera interanual.
  • Hiperinflación: se da cuando la inflación supera el 50% mensual, lo que señala que una nación está en una crisis económica realmente grave.

¿Cómo se detiene la inflación?

Por lo general, una de las primeras acciones de los bancos centrales es aumentar la tasa de interés de la deuda pública. Como consecuencia, se incrementará la tasa de interés en los préstamos al consumo, tales como las hipotecas y las tarjetas de crédito.

De ese modo, consiguen frenar la demanda de los productos. Sin embargo, también estarán deteniendo a la industria que los produce, lo que llevará al país a un estancamiento económico y a un gran porcentaje de desempleo si no se busca otra vía de escape.

Más en Sin Categoria