El responsable de Distiller acepta cinco meses de cárcel por los vertidos tóxicos en Ólvega

Además de ocho meses de multa y 100.000 euros de indemnización tras reconocer su responsabilidad por el vertido

El responsable de la empresa Distiller S.A, Daniel C.A, ha sido condenado a cinco meses de prisión, ocho meses de multa y 100.000 euros de indemnización tras reconocer su responsabilidad por el vertido de sustancias tóxicas a un arroyo en Ólvega (Soria), según han informado desde Ecologistas en Acción.

El juicio por estos hechos, en el marco de un proceso judicial iniciado en 2016, estaba previsto para este lunes pero no llegó a celebrarse debido a que el acusado ha aceptado la condena por delito ambiental en el tipo básico establecido en el artículo 325 del código penal, ya que los vertidos han causado daños sustanciales a la calidad del del suelo y de las aguas, según apuntan desde Asden.

La intervención y el interés de la Fiscalía de Soria y de la Fiscalía Coordinadora de Medio Ambiente y Urbanismo, y de su Unidad Técnica, de socios de ASDEN-Ecologistas en Acción y del abogado de la Federación de Ecologistas de Castilla y León, y también de algunos vecinos, son los que han conseguido que se empiece poner límite a la impunidad reinante en los vertidos en Ólvega.

La condena recibida es de cinco meses de prisión, multa de 15 euros al día durante ocho meses, inhabilitación por idéntico periodo para ejercer su cargo de administrador de empresas, restauración del medio deteriorado y una indemnización de 100.000 euros de la que se beneficia la Junta de CyL.

Para Ecologistas en Acción, la importancia de este juicio está en que "demuestra que las asociaciones ambientales son necesarias y prestan una excelente ayuda a las administraciones que quieren realmente proteger la salud ambiental y hacer cumplir la ley, y que con ella se ha impedido que la contaminación tóxica se pare y restaure el medioambiente afectado".

En el otoño de 2016 socios de Ecologistas en Acción de Soria, tras ser avisados por los vecinos de la existencia de olores irritantes que procedían del polígono industrial Emiliano Revilla de Ólvega (Soria), detectaron que tales olores procedían de la empresa Distiller S.A, y que los mismos estaban presentes también en las aguas y limos del arroyo de los Caños.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad