Provincia

La Junta adjudica las obras de acondicionamiento de la SO-630, entre San Pedro Manrique y la SO-615

El tramo de carretera tiene una longitud de 11,2 kilómetros y el presupuesto de adjudicación asciende a 4,3 millones de euros
Villar del Río
photo_camera Villar del Río

La Junta de Castilla y León ha adjudicado las obras de acondicionamiento de la plataforma de la carretera SO-630, de SO-615 a N-122, en el tramo comprendido entre San Pedro Manrique y la confluencia con la SO-615, en Villar del Río, a la unión de empresas Construcciones Bertrán Moñux, S.L.U. y Nivelaciones y Desmontes Esama, S.L., por un importe de 4.368.290,58 euros y un plazo de ejecución de 26 meses.

El tramo objeto del contrato, con una longitud de 11,2 kilómetros, presenta una anchura media afirmada insuficiente, sin arcenes y con bermas irregulares, con un estado del firme y de la señalización deficientes y con parámetros reducidos de trazado para una velocidad adecuada de circulación.

Las actuaciones previstas para su acondicionamiento consistirán en el ensanche de la calzada, la extensión de una nueva capa de mezcla bituminosa, la ampliación de la plataforma en el puente sobre el río Cidacos, la reposición de la señalización y balizamiento, la instalación de barreras de seguridad con protección para motociclistas, la reordenación de accesos a caminos y propiedades con salvacunetas y la mejora de las intersecciones con los accesos a Taniñe, La Cuesta y Aldealcardo, así como con la SO-615, donde se inicia el tramo.

El planteamiento del movimiento de tierras es medioambientalmente sostenible ya que se proyecta con la premisa de la compensación, es decir, reutilizar el material excavado para la formación del terraplén y explanada, y la tierra vegetal será empleada en recubrimiento de taludes y en la recuperación ambiental de zonas degradadas y superficies a regenerar. En este mismo sentido, por lo que respecta a los firmes, en la capa de rodadura se empleará Betún mejorado con caucho procedente de neumáticos fuera de uso (NFU).

Con estas obras se da continuidad a otras dos actuaciones de modernización que la Junta de Castilla y León está ejecutando en la actualidad en 29 kilómetros de la misma vía, con una inversión de más de 10,3 millones de euros, y que permitirá renovar la práctica totalidad de su recorrido, comprendido entre la N-122, a la altura de Matalebreras, y la SO-615, en el entorno de Villar del Río.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad