Sucesos

Desarticulado un grupo criminal de diez personas tras registros en Navarra y Soria

Se han aprehendido 45 kilos de distintas sustancias estupefacientes. El grupo criminal operaba en Navarra, Zaragoza, La Rioja y Soria

Sustancias intervenidas
photo_camera Sustancias intervenidas

La Policía Foral, en colaboración con la Guardia Civil, ha detenido a diez personas dedicadas al tráfico de drogas en la Ribera de Navarra y provincias limítrofes, de las que cinco han ingresado en prisión por orden del Juzgado de 1ª Instancia e Instrucción de Tudela, que ha instruido la causa. Se les imputan además delitos de tenencia ilícita de armas y pertenencia a grupo criminal.

La operación “Sindy Mister Comba” se inició a finales del pasado año, cuando agentes del Grupo de Policía Judicial de Tudela de Policía Foral tuvieron conocimiento de que una persona podía dedicarse al tráfico de drogas en la capital ribera. En ese momento se activó una investigación en la que han participado policías forales de Policía Judicial (comisaría de Tudela) y del Grupo de Delitos Contra la Salud del Área de Investigación Criminal (comisaría de Pamplona), en colaboración con la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de la capital navarra.

En las pesquisas se ha podido constatar que el grupo criminal operaba en Navarra, Zaragoza, La Rioja y Soria, surtiendo de sustancias estupefacientes a diferentes localidades de la Ribera de nuestra comunidad. Su amplia movilidad geográfica, así como su gran capacidad para intentar esquivar y descubrir las posibles pesquisas policiales, junto con las fuertes medidas de seguridad adoptadas por los detenidos, dificultaron la labor policial durante toda la investigación. 

Finalmente fueron detenidas diez personas, nueve de nacionalidad española y una mujer venezolana. Se realizaron varios registros domiciliarios en distintas localidades de Navarra y Soria, procediéndose a la aprehensión de 17,5 kilogramos de speed, 18,5 kilogramos de marihuana, 5.520 pastillas de MDMA, 326 gramos de cocaína, 783 gramos de cristal en polvo, 1,5 kilogramos de hachís, 185 gramos de ketamina, 50 centilitros de ketamina líquida y más de 45.000 € en efectivo, así como tres vehículos, una pistola detonadora y dos escopetas (sustraídas en una localidad navarra en 2012), junto con múltiples objetos vinculados al tráfico de sustancias estupefacientes, como básculas de precisión, teléfonos, sustancias de corte y herramientas para tratar las drogas.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad