El alcalde de Soria denuncia el posible cierre del CIEMAT

El alcalde de Soria, Carlos Martínez, ha mostrado su malestar ante el posible cierre del CIEMAT. Martínez ha explicado que el Gobierno de España ha remitido una carta al Ayuntamiento de Soria en el que plantea la ruptura de forma unilateral del convenio del Centro Internacional de Estudios de Derecho Ambiental (CIEDA) que comprometía 11,2 millones de euros en Soria.

"Si esta es la actitud del Gobierno de España con una provincia que teóricamente es objetivo prioritario a la hora de generar desarrollo y realizar inversiones públicas, desde luego no podemos continuar por este camino", ha manifestado. El responsable municipal ha cargado contra el Partido Popular de Soria al que ha pedido que se una a las reivindicaciones por Soria, en un llamamiento que ha extendido a "toda la sociedad soriana", poniendo de ejemplo la capacidad de movilización de Extremadura a la hora de defender sus líneas ferroviarias o de Murcia reivindicando el soterramiento del ferrocarril. "Tenemos que exigir un trato distinto, ya no es que nos den, es que nos están quitando", ha añadido. En este sentido, no ha querido adjudicar la responsabilidad de la reivindicación a la Plataforma Soria Ya!, sino que apunta al compromiso del Partido Popular de Soria. "No solo tiene que alzar la voz el equipo de gobierno municipal. Tiene que ser la sociedad soriana, todos los partidos políticos", ha manifestado.

Sobre el contenido de la carta remitida por el Gobierno, Martínez ha denunciado otro aspecto de la misma. "Están de alquiler en el colegio de la Presentación por valor de unos 12.000 o 15.000 euros, como el Gobierno de España está tan mal no nos ha pagado y tiene una deuda contraída por valor de unos 100.000 euros desde supuesta en marcha hace seis o siete años. Ahora quieren ponerse a negociar esas deuda. Es impresentable, indecente, se quieren sentar no para negociar las inversiones sino que primer quitan la inversión y luego quieren negociar lo que te deben", ha valorado.  

El alcalde, visiblemente enfadado, ha anunciado que se van "a revolver" ya que los servicios jurídicos van a estudiar emprender acciones legales contra el CIEMAT. "Si la renuncia al contrato de ejecución de mejora del servicio de ferrocarril de Soria a una empresa por 20 millones de euros le ha correspondido una indemnización de 1 millón de euros, en este caso, la renuncia a un convenio entre administraciones por 11,2 millones debe tener alguna compensación", ha precisado.