Educando en igualdad: el papel de la mujer en la ciencia (2)

La reivindicación por una igualdad real entre hombres y mujeres está conformando en los últimos tiempos un consolidado movimiento social, del que seguramente se beneficiarán las generaciones futuras. Como todo avance, la mejor forma de comenzarlo es desde la base, desde la educación. La formación en valores desde el aula, y desde las edades más tempranas, nos ayudará a garantizar a la sociedad del futuro los mismos derechos para todas las personas, sin distinción.

Continuando con esta serie de post dedicados a la lucha por la equidad entre ambos sexos, hoy hablamos con Marta Isabel Gutiérrez Jiménez, licenciada en Químicas e investigadora doctoral en el grupo de Química Biológica en la Universidad de la Rioja, además de redactora de la Revista Principia magazine, y desarrollando su actividad laboral en la estación Enológica de Haro. Recientemente, ofreció sus conocimientos y su experiencia sobre el binomio mujer y ciencia en la librería Piccolo de la capital soriana, en una interesante exposición donde se combinaban datos estadísticos con historias vividas en primera persona.

1.- Marta, ¿puedes empezar contándonos un poco más de tu experiencia y tus estudios?

Empecé a sentir amor por la Química allá por el 2008, cuando decidí venirme a Logroño a estudiar esta carrera. La verdad es que a mí siempre me ha gustado todo… Mi primera idea fue estudiar psicología, ¡menuda diferencia! Pero me decidí por Química porque pensé que podría ayudarme a responder a muchas preguntas que me hacía, y de hecho así ha sido. Todo lo que nos rodea es Química por lo que esta ciencia me ha ayudado a entender un poquito mejor el mundo en el que vivimos.

Una vez metida en la carrera me di cuenta de lo extensa que es esta disciplina. Así que tuve que ir decidiendo en qué especializarme. La Química Orgánica me enamoró. Primero porque el número de elementos que se estudian era considerablemente menor, pero la cantidad de moléculas, de compuestos, que además dan vida al mundo que conocemos, y que están formados solo por átomos de carbono, hidrógeno, azufre, nitrógeno… es impresionante. Así que me propuse como objetivo investigar unos años en Química Orgánica y así lo hice. Tras un Máster que me habilitaba para ello comencé la Tesis Doctoral en el grupo de Química Biológica de la Universidad de La Rioja que me ha llevado a ser doctora.

Pero, aunque la Tesis esté relacionada con la síntesis de compuestos orgánicos con interés biológico, como aminoácidos fluorescentes, por ejemplo; ahora estoy trabajando en la Estación Enológica de Haro haciendo resonancias (RMN) al vino. Lo que comentaba, ¡la Química abarca todo lo que nos rodea!

Durante estos últimos años he empezado a divulgar y contar en qué consiste la materia, en ayudar a descubrir y compartir todo esto que me apasiona. Además, últimamente, los químicos no son nada queridos en la sociedad, hay un sentimiento de «quimifobia» bastante arraigado. Y me gusta defenderlos, me gusta defender la Química porque no es que sea mala, sino que como lo es TODO, hay compuestos buenos y malos. La relación entre químico y malo, natural y bueno… ¡menuda batalla! Un ejemplo es la cicuta, natural 100% pero no me gustaría encontrarme con ella.

2.- En el campo que tú te mueves, ¿cómo es la situación de la mujer en la ciencia?

Pues en divulgación, al nivel en el que me muevo, no veo discriminación. Aunque seguro que si nos vamos a trabajos en televisión sí que hay diferencias salariales….

En el mundo de la investigación, aunque he de decir que «he tenido suerte» (y no se debería utilizar esta expresión, pues debería ser lo habitual) yo no me he sentido discriminada por ser mujer, sí conozco casos en los que existe. Desde pensar que «no vales para el laboratorio» porque eres mujer, a comentarios como «a las mujeres se os da mejor los trabajos finos porque sois más delicadas», o casos extremos en los que una vez que la investigadora se queda embarazada, directamente le mandan al despacho (por salud, hasta ahí nada raro), pero luego le obligan a recuperar las horas de laboratorio sin cobrarlas…. Indignante. Además, en las universidades hay lo que se conoce como techo de cristal, muy pocas mujeres llegan a ser rectoras o directoras de centros de investigación, por ejemplo.

En la empresa también pasan barbaridades. Me imagino que la empresa pública está más «vigilada», si se puede llamar así, pero en empresas privadas he conocido a mujeres que han perdido su puesto de trabajo tras la baja maternal o, simplemente, no lo han conseguido por contestar de manera positiva a la «típica pregunta» en la entrevista de ¿quieres ser madre?

Lo que más me sorprende es que gente joven, gente de mi edad o incluso más pequeña, tenga estereotipos asociados a las mujeres que hacen visibles comportamientos machistas. Incluso nosotras mismas soltamos frases como «fulanito me ayuda con el niño o las tareas del hogar», por ejemplo. He tenido alguna discusión con compañeros de profesión que aseguran que las mujeres que han llegado a puestos importantes (políticas, científicas…) lo han conseguido porque realmente son hombres, porque biológicamente hablando estamos diseñadas para cuidar de una familia y de un hogar y no para mandar…. En fin…

3.- ¿Qué crees que podría suponer un mayor acceso de las féminas a la ciencia?

Yo no creo que las mujeres podamos aportar cosas diferentes a los hombres, así, de manera estereotipada. Yo sí que creo que los grupos más heterogéneos pueden aportar muchísimo más, pero no solo hablando de hombres y mujeres, sino de gente de diferentes culturas, de diferentes estudios… Es algo que he defendido siempre y que lo seguiré haciendo. Hay que hablar de personas, y no de hombre o mujer.

Pero es una realidad que las mujeres seguimos estando por debajo en número en las empresas. No hay una igualdad real, ni salarial, ni en número. Por supuesto que, si un hombre tiene más méritos, o se le da mejor desarrollar una tarea, merece más que otra persona ese puesto de trabajo. Pero para impulsar que las mujeres empiecen a poder tener acceso a esos puestos yo defiendo la discriminación positiva. Para evitar techos de cristal, por ejemplo. Claro que esta medida no debería mantenerse de por vida, pero sería una buena manera de ayudar a igualar un poco la balanza.

4.- También tienes experiencia en el campo de la docencia, ¿cómo crees que se puede interesar a las más pequeñas por el ámbito científico desde la educación temprana?

Despertar vocaciones es muy difícil. Yo, como química, voy a un colegio e intento que todas y todos quieran estudiar las moléculas. Pero minutos después se acerca un compañero y les explica lo bonita que es la filología y les mete el gusanillo por ella. Lo que sí es cierto es que hacer ver a las chicas que valen tanto como los chicos, me parece una labor muy importante.

Aunque cada vez es menos común, lo habitual es que a nosotras se nos regalen juguetes como bebés y carritos, y a ellos juegos de construcción etc. En mi caso no fue así, pero casi todas mis compañeras de colegio jugaban con collares, maquillajes, cocinitas y ese prototipo. Por lo tanto, y lo que quiero decir con esto, es que desde pequeñas se nos hace ver que lo que mejor se nos da es eso, y no es así. Quizás por eso pierdan interés por las matemáticas o la química en el colegio, por las disciplinas STEM en general. Solo es una teoría, no critico que existan este tipo de juguetes, pero sí que haya una diferencia tan grande entre nosotras y ellos.

5.- ¿Conoces alguna experiencia de éxito en este sentido?

Pues te puedo contar una experiencia personal. Durante estos años he dado talleres en la universidad a alumnas y alumnos de la ESO, y a algunas chicas que entraban con idea de «aburrirse» y de que «se les iba a dar fatal». Tiempo más tarde he podido cruzarme con ellas por los pasillos de mi universidad. Al final decidieron estudiar Química, y eso fue muy reconfortante.

Hoy en día existen muchas iniciativas para tratar este tema en las aulas. Por ejemplo, para el día de la Mujer y la Niña en la Ciencia, se organizan actividades en los coles y fuera de ellos. Cada vez se escucha más «quiero ser como Marie Curie», quiero ser científica, por lo que poco a poco van dando sus frutos. Cuando somos pequeñas y pequeños siempre tomamos como ejemplo un referente, queremos ser como alguien. Si no se dan a conocer figuras femeninas importantes, si solo se hablan de éxitos masculinos, parece que es, como ya he dicho antes, porque las mujeres no somos válidas. Pero si se dan a conocer todas las mujeres que han conseguido que la ciencia avance como lo ha hecho, quizás sirvan como ejemplo para muchas chicas y muchos chicos, y se consiga eliminar esa idea de que «la ciencia es cosa de hombres.»

6.- ¿Y en un futuro a corto plazo? ¿cuál crees que va a ser el rol de la mujer científica?

A corto plazo está claro, seguir luchando y demostrando que valemos como cualquier otra persona para dedicarnos a aquello que nos apasiona. Espero que, a medio plazo, es decir, espero poder vivirlo de primera mano, se consigan eliminar muchas creencias y que tanto mujeres como hombres nos podamos dedicar a lo que nos guste, sin importar nuestro género. Espero poder ver y conocer a muchas mujeres ganando el Nobel, dirigiendo centros de investigación, sin que suene como una excepción o como algo extraordinario.

Educando en igualdad: el papel de la mujer en la ciencia (1)

Cada vez es mayor la concienciación de promover un igual acceso a la ciencia por parte de hombres y mujeres. Tanto es así que en 2015, con el fin de lograr la participación plena y equitativa en la ciencia para las mujeres y las niñas, y además para lograr la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres y las niñas, la Asamblea General de las Naciones Unidas decidió proclamar el 11 de febrero como el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia.

Con motivo de esta efeméride, el CEDER de Lubia abrió sus puertas a escolares para que pudieran conocer de primera mano la tarea que realizan las féminas que desarrollan su labor profesional en él. La doctora Raquel Ramos fue la encargada de conducir la visita, a través de la que los estudiantes pudieron profundizar en el trabajo que se desarrolla en este Centro de Investigación.

1.- ¿Cuál es la situación actual de las mujeres en el ámbito de la ciencia? ¿Y concretamente en el CEDER de Lubia?

Se pueden encontrar datos sorprendentes como: Holanda, Francia, y Alemania… (entre otros) países con larga tradición científica, presentan un menor porcentaje de mujeres en el mundo de la ciencia, menos del 30%, tal y como contabilizó el Instituto de Estadística de la UNESCO. Curiosamente, en otras culturas como en Bolivia o Venezuela hay entre un 63 y un 56% de investigadoras, o en Rusia, donde los porcentajes son también muy altos.

Algunos datos actuales resaltan que en España el 59% de todos los títulos universitarios son obtenidos por mujeres y, sin embargo solo un 26% de mujeres estudian carreras científicas y tecnológicas, con lo que se encuentra que hay ocho ingenieros varones por cada ingeniera y por ejemplo solo el 5% de los directivos ejecutivos de compañías tecnológicas son mujeres.

Frente a estos datos podemos decir que en el CEDER la situación es favorable para las mujeres, de 51 profesionales de plantilla de personal el 36% son mujeres. Las mujeres estamos representadas en los distintos ámbitos de trabajo. Entre las mujeres que trabajamos directamente en investigación nos encontramos una ingeniera agrónoma, dos ingenieras de montes, dos licenciadas en ciencias químicas, tres ingenieras químicas, una ingeniera industrial, una graduada en ciencias ambientales, una graduada en biotecnología; de las cuales 7 poseemos el grado de doctor.

2.- ¿Por qué consideras importante que se dé a conocer la labor que desarrolláis las féminas en esta área de conocimiento?

Según la ONU, en los últimos quince años la comunidad internacional ha hecho un gran esfuerzo inspirando y promoviendo la participación de las mujeres y las niñas en la ciencia. De acuerdo con un estudio realizado en  14 países, la probabilidad de que las estudiantes terminen su graduación en alguna materia relacionada con la ciencia es del 18% frente al 37% de los estudiantes masculinos.

Es importante dar a conocer situaciones reales de trabajo de mujeres en el ámbito de la ciencia porque entre los jóvenes que tienen que decidir su profesión puede ayudarles, ya que las imágenes más habituales que nos rodean no sitúan a las mujeres en puestos científico-tecnológicos.

3.- ¿Cómo ha sido la visita de los centros escolares?

Este año coincidiendo con la semana (12 al 16 de Febrero) de celebración del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia proclamado en el 11 de Febrero por la Asamblea General de la Naciones Unidas en 2015, recibimos en el centro CEDER la visita de los alumnos de 6º de Educación Primaria del colegio Infantes de Lara de la capital soriana. Pudieron conocer, directamente explicados por mujeres, algunos puestos de trabajo de las instalaciones del centro; y sobre todo se les brindó la oportunidad de expresar sus inquietudes en torno a la carrera científica y el trabajo desarrollado. Mostraron interés en lo que se comentaba y hubo numerosas preguntas por parte de los alumnos.

4.- ¿Qué se podría hacer para promover un mayor acceso de las estudiantes a la ciencia?

Hay que motivar a los chavales para que elijan libremente lo que les gusta hacer, mostrándoles posibilidades que no es tan fácil encontrarse en la rutina cotidiana de su corta vida. Por eso iniciativas de participación directa en universidades, y centros tecnológicos son buenas experiencias de sensibilización.

El Delegado Provincial de Educación de la provincia de Soria, asistente en el acto celebrado en el CEDER, recordó a los alumnos, y en especial a las alumnas, que desde la Conserjería de Educación de Junta de Castilla y León se desarrollan en Soria Campus de Profundización Científica cada verano y a los que animó a participar. Es una actividad de formación en los que se fomenta el interés del alumnado por la ciencia y el desarrollo científico experimental.

En las charlas con los estudiantes nos preguntaron por el acceso a los puestos de ciencia, y también por la estabilidad de nuestro trabajo. Es cierto que son carreras largas, y no se consigue la estabilidad rápidamente, hay que ser constante por algo que te gusta hacer; pero eso va en detrimento de la inmediatez en el éxito que se persigue en los tiempos actuales. Hay que decir que en los estamentos políticos españoles la potenciación de la ciencia no es una prioridad, y eso también va calando en la sociedad.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

La Revolución silenciosa: la tarea de ayudar a los más pequeños a ser inteligentes y bondadosos

Uno de los estandartes culturales de la localidad de Medinaceli, y de la provincia entera, es el Centro de Arte Contemporáneo que acoge esta localidad soriana, ligado a la Fundación DEARTE. Ubicado en el Palacio Ducal, su actividad principal se centra en la gestión de eventos culturales, desde exposiciones hasta conciertos o cursos. Sin embargo, su labor va más allá, hasta adentrarse en el ámbito educativo: cuentan con un programa de desarrollo precoz de la inteligencia, destinado a niños de 0 a 6 años. Hablamos con Miguel Tugores, presidente de la sede soriana de la Fundación, para conocer más en profundidad este proyecto.

1.- ¿En qué consiste este programa de desarrollo precoz de la inteligencia?

Si la Ciencia y la experiencia popular indican que los primeros 36 meses de vida son muy importantes para sentar las bases de la inteligencia humana, creemos que hay que brindar a los recién nacidos la oportunidad de generar las conexiones neuronales que les permitirán gozar de una inteligencia privilegiada. Son esponjas que lo absorben todo, decían las abuelas. Lo mismo afirman los científicos en otras palabras al hablar de neuronas y sus posibles conexiones o sinapsis según los estímulos que recibe el cerebro a través de los  cinco sentidos.

2.- ¿Cómo surgió? ¿Cuánto tiempo lleva en funcionamiento?

Descubrí las teorías de Glenn Doman, un médico estadounidense, hace unos 30 años al leer su libro  Como enseñar a leer a su bebé. Sabía que quien lee a edad temprana ensancha su universo íntimo de modo extraordinario, pero no sabía que un niño puede conocer la CARA de mamá y la palabra MAMÁ si las ve juntas durante los primeros meses. Y así, hasta el infinito. ¡Por algo son esponjas! Doman dice: Todos los niños nacen con una capacidad de inteligencia superior a Leonardo Da Vinci. Pero hay que darles la oportunidad de aprender felizmente, siempre jugando. A los niñ@s les encanta aprender, les da seguridad. ¡Por eso preguntan tanto!

3.- ¿Cómo se materializa? ¿Qué tipo de actividades lo integran?

Los padres, abuelos y las escuelas infantiles son quienes pueden dar esa oportunidad a los pequeños. La vida se percibe por los cinco sentidos. Todos son susceptibles de desarrollarse de un modo extraordinario. Cultivemos pues los cinco sentidos en la edad en que más fácil le resulta al cerebro, de cero a seis años. Me gusta la idea de que al cerebro le cuesta más aprender a la medida que la persona se aleja del nacimiento. Usted acaba de ser madre, pues si nos vamos a vivir a Japón, dentro de tres años su hija hablará japonés, usted comenzará a entender y comunicarse un poco y yo andaré desesperado y perdido en el laberinto de un idioma que me resultará siempre extraño. Y así con todas las capacidades humanas. Hay que dar oportunidades de conocimiento a edad temprana.

Podemos ejercitar el cuerpo y los sentidos de los bebés. Siempre jugando y deleitándolos. Las emociones placenteras fijan muy bien los datos/experiencias en el cerebro. El bebé se alimenta de papilla y de información, afirma José Antonio Marina. Hay que hablar a los niños correctamente; si pregunta: “¿esto qué es?” jamás responder: “Un Gua Gua”, sino explicarle que es un perro. Mejor aún, un perro dálmata. Mucho mejor: mostrar unas imágenes de diversa razas de perros. Así jamás volverá a preguntar por ello.

El país que apostara por la educación temprana de 0 a 3 años, en pocos lustros sería un país de vanguardia en todos los campos.

4- ¿Tiene algún tipo de enlace con la educación formal? ¿Se han realizado actividades en centros escolares?

Cada vez hay más escuelas infantiles que educan en esta línea. Somos seres integrales. No conviene saber muchas matemáticas y ser unos inútiles en las relaciones personales… Hay 8 tipos de inteligencia y conviene fomentarlas todas a temprana edad, luego, según preferencias personales algunas destacarán sobre las demás.

El escritor catalán, Luis Racionero, en su libro El Arte de Vivir dice: “conviene tener una mente despierta en un cuerpo afinado”. En este sentido, la infancia es la mejor de las patrias posibles para conseguirlo.

5.- ¿Cómo se plantea el futuro del proyecto?

Sin prisas y sin pausas. Desde DEARTE tratamos de difundir estas teorías que, por obvias que parezcan, son desconocidas por la mayoría de padres.

Nuestra experiencia confirma que requiere poco tiempo, bastan algunos minutos al día de dedicación sistematizada. Mostrando Bits (fichas pro inteligencia), teniendo a los bebés boca abajo el mayor tiempo posible, enviando información al cerebro por los cinco sentidos, cultivando el oído con música y buenos sonidos, el paladar distinguiendo sabores, el olfato oliendo diversos aromas y fragancias, etc.

Las capacidades del ser humano son extraordinarias y se forjan en la más temprana edad. Doman, a la tarea de ayudar a ser inteligentes y bondadosos le llama La Revolución silenciosa.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

Descubriendo HeroMask, una propuesta de realidad virtual para aprender idiomas

No es ningún secreto que la gamificación -aprender jugando- es una metodología que garantiza el éxito educativo. Tampoco sorprende hoy en día el uso de la tecnología con fines didácticos. Enlazando estos dos principios, surge Hero Mask. Este proyecto fue una de las propuestas de emprendimiento social que se presentaron este año en la VII edición de El Hueco Starter. Hablamos con uno de sus creadores, Carlos García Escolar, para conocer más a fondo este gadget pedagógico que está revolucionando el aprendizaje del inglés.

1.- ¿Qué es Hero Mask? ¿Cómo funciona?

Los niños dedican muchas horas a videojuegos de acción. ¿Por qué no transformar la violencia en diversión y aprendizaje? HEROMASK es el primer juego de realidad virtual para que aprendan idiomas… ¡Disparando! Pensado para niños de 5 a 12 años, según explican sus propios usuarios, el funcionamiento es tan sencillo como disparar y aprender inglés. Además, también está pensado para poder ser empleado con otros tres idiomas: francés, alemán y chino. Así, cuando el jugador se pone la máscara se convierte en un héroe capaz aprender cualquier idioma que se le presente si es necesario para salvar la galaxia.

2.- ¿Cómo surge el proyecto?

EducaInventions, S.L. se constituye finalmente, tras más de dos años de trabajo, con una exitosa campaña crowdfunding, el 12 de diciembre de 2016. A partir de entonces, puedes hacerte una idea de nuestros avances leyendo los distintos artículos que nos han hecho distintos medios de comunicación y premios logrados. En marzo de 2017 somos amenazados con ser denunciados si no quitamos la palabra “Educa” del nombre de nuestra empresa (al parecer está registrada y no se puede utilizar en ningún lugar de Europa). Es por ello por lo que ahora nos llamamos EDinventa: hacemos inventos tecnológicos que ayuden a mejorar la educación poniendo el foco en la motivación del estudiante (algo imprescindible pero normalmente olvidado en la educación tradicional, ¡es por ello por lo que queremos centrar nuestros esfuerzos ahí!).

imagen Hero Mask

3.- ¿Está pensado para ser usado en las aulas o también en el ámbito familiar? ¿Cómo se puede conseguir?

No está pensando para ser usado en las aulas porque harían falta muchos Smartphones, algo que pocos colegios se pueden permitir… A no ser que sólo hubiese un Smartphone y unas Heromask y que se vayan pasando la máscara unos a otros. En cualquier caso es una herramienta complementaria, que nace por mi necesidad como profesor de idiomas de mandar como deberes la parte más aburrida, la de memorizar vocabulario. Heromask busca que se transforme en la más divertida, para luego en clase poder practicar con el vocabulario ya adquirido.

Hasta la fecha tiene mucho más éxito como regalo al conseguir sorprender e ilusionar al niño y satisfacer al padre (es educativo y se centra en algo tan importante como la enseñanza de idiomas). Se puede adquirir en https://www.heromask.es/buy-heromask

4.- ¿Qué tiene de especial? ¿Por qué funciona?

Lo que hace a Heromask especial es que está centrado en los intereses del niño. Hasta la fecha no hemos encontrado ningún otro producto centrado en el interés del niño (lo cual es normal: el que compra es el padre o profesor con lo que los productos educativos se centran en dar al adulto lo que pide).

El éxito de este producto radica en cinco características fundamentales:

Neuroeducación: las emociones que despiertan los videojuegos de acción hacen que el cerebro almacene información con mayor efectividad.

Compromiso: el juego ha sido creado por un antiguo profesor de idiomas que le ha dedicado más de 3 años de trabajo intenso hasta crear algo súper atractivo para los niños.

Pedagogía Montessori: partimos de un tipo de videojuegos que sabemos que interesa y motiva a los niños de 5 a 12 años, aisla la dificultad, favorece la repetición, aprende por exploración, autonomía, independencia y libertad de elección (no necesita al adulto para aprender, eso le sube la autoestima y le motiva).

Inmersión lingüistica y aprendizaje por descubrimiento: es la forma natural de aprender. La realidad virtual, además, consigue que durante la partida no haya distracciones.

Necesidades especiales: también está funcionando con niños con dificultades de aprendizaje como autismo, dislexia o problemas auditivos. Pregúntanos para más información.

5.- ¿Cuál es el futuro de Hero Mask?

Primero sobrevivir y segundo conseguir mantener nuestra filosofía. Nacimos para lograr hacer lo posible para cambiar la educación y creemos que donde más podemos ayudar es donde consideramos está la mayor deficiencia: el sistema actual se olvida de que somos humanos y que para poder aprender con eficacia es vital conseguir motivar al estudiante. Hay muchas formas de lograrlo. Nosotros estamos utilizando la tecnología para lograrlo.

Puedes seguirlos en las redes sociales aquí: http://www.heromask.es/subscribe/

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

Literatura infantil de la mano de Antonio de Benito

Antonio de Benito es uno de los más prolíficos escritores sorianos de literatura infantil. Actualmente afincado en Logroño, compagina su labor literaria con su carrera como docente. Hoy descubrimos algo más de este autor.

– ¿Cómo comenzaste a escribir cuentos para niños?

– Nada surge de la noche a la mañana, ni por arte de magia. Cuando comencé a dar clases, ya me gustaba inventar finales, variar personajes o cuentos para explicar algún tema. En aquel primer momento no tuve la necesidad de publicar nada; me encontraba ocupado en jugar al fútbol, amigos y vivir alejado de esa motivación. Fue al nacer mi hija Nuria cuando comencé a dedicar más tiempo a escribir y acercarme a la literatura infantil. Otro detonante fue el tener que impartir el área de música en mi cole. Para mí supuso un reto al no tener la formación específica y cada clase contaba un cuento relacionado con las familias de instrumentos, etc. Ahí nació Musicuentos, mi primer libro, y hasta hoy…

– Un gran número de tus publicaciones tienen un carácter didáctico, ¿qué iniciativas, de todas en las que has colaborado, crees que merecen una especial mención?

– Complicado elegir entre tus buenos amigos ya que todos han aportado mucho. Alguno ha tenido una especial repercusión por sus grandes tiradas y han llegado a más de cien mil lectores, como Educando al Ogromóvil; otros, porque siguen usándose incluso en la Universidad para explicar el autismo, Ney, el guardián del corazón… No sé, los libros sobre celiaquía han sido reeditados varias veces y tenido largo recorrido. El libro titulado Soy y Darío, que presente con los entonces Príncipes… Los de la A a la Z con Everest…Y, sobre todo, los que he escrito sobre enfermedades raras para lograr fondos y mejorar la calidad de vida de estos chavales y sus familiares.

foto Antonio cascadar

– ¿Empleas tus textos a la hora de ejercer como docente? ¿Cómo reaccionan tus alumnos? ¿Usas además libros de otros autores?

– No los empleo como lectura ya que jamás he recomendado ni he hecho comprar mis libros a ninguna clase. Siempre los reciben de forma gratuita, he regalado miles de libros en mi cole durante estos años.

Cuando presento o regalo libros en el cole siempre son muy bien acogidos, quieren que les eches una firmita; tengo muy buena relación con los lectores, sobre todo si son mis alumnos, se crea un vínculo especial que pienso que a muchos de ellos les puede agradar en el futuro cuando piensen en su profescritor.

Tenemos un plan de lectura establecido en el cole y yo soy un profesor más. Nos marcamos en el horario media hora de lectura diaria y cada uno usa su “librillo”. Deberíamos dar más espacio a las lecturas libres. Es penoso que los niños lectores tengan que preguntar: ¿profe, puedo leer? ¿Acaso alguien preguntaría si puedes ayudar a otro o si puedes respirar? Usamos libros de cualquier colección de editoriales convencionales, autores variados… aunque me gusta mucho Roald Dahl o la simpleza con la que Avelino Hernández describía personajes y situaciones rurales.

Además intentamos dinamizar la biblioteca del centro que, siendo reducida de espacio, es muy chula y acogedora y realizamos presentaciones de libros y actividades.

– Y ¿cuál crees que es la principal virtud de usar la literatura infantil como recurso metodológico?

– La respuesta la dan los propios alumnos: te diviertes, te evades, conoces palabras nuevas, situaciones descacharrantes o patéticas, activa hacia una mayor creatividad, mejora la ortografía en algunos casos. Más que un recurso, diría que es el recurso. Sin lectura no hay aventura ni cultura.

– Para terminar, háblanos –si es posible– de algunos de tus proyectos a futuro.

– Futuro inmediato: una publicación para mi cole, Cuentos para no dormir la siesta que me ha encantado escribir. Uno para promocionar el pastel ruso de la localidad de Alfaro en Fitur, una novela para adultos, la segunda tras Nada que decir, que la enmarco en Arcos de Jalón y esboza con altísima dosis de ficción la vida de la morisca Beatriz de Padilla… Un libro infantil sobre anorexia y bulimia, otro sobre discapacidad…  en fin, algunos más ya a partir de enero.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

Pequeños amos de casa: un proyecto para trabajar la corresponsabilidad y la autonomía de niños y niñas

La educación en igualdad de género es una preocupación cada día más presente entre los profesionales de la enseñanza. Hay múltiples maneras de trabajarla, entre ellas formar en corresponsabilidad y conciliación. Hoy tenemos el placer de hablar con Ana Sancho, creadora del proyecto ‘Pequeños amos de casa’, una iniciativa que pretende fomentar estos valores a través de las tareas del hogar.

maxresdefault

¿Cómo surge el proyecto?

La idea me surgió observando el día a día, soy madre de dos niños de 11 y 10 años (Nicolás y Sebastián) y en el terreno de igualdad veo que es un tema global de actualidad y que no avanza al mismo ritmo que otros asuntos de la vida.  Nos preocupamos mucho de formar en lo académico a nuestros hijos y a veces olvidamos centrarnos en la importancia de lo cotidiano y en fomentar su lado más humano y resolutivo para la vida. Por todo ello considero que mi proyecto es de gran importancia para todos, es sembrar para luego recoger. Una gran solución para un problema global.

¿Puedes explicarnos los objetivos del mismo?

Además de educar en igualdad y corresponsabilidad, se fomenta la autonomía personal niños. En el proyecto también potenciamos valores de responsabilidad, respeto, autoestima, solidaridad, conciliación, flexibilidad, esfuerzo y aprenden a valorar el trabajo de otras personas. Todo lo fundamental para crear una sociedad mejor y ser mejores personas.

¿Qué actividades conforman el día a día de Pequeños amos de casa?

Consta de una serie de tutoriales orientados a niñ@s y adolescentes que aparecen en este canal de YouTube. El proyecto al completo puede ser conocido a través de mi página web: https://pequenosamosdecasa.com/

Actualmente hay subidos 22, además de los que explican en qué consiste el proyecto. Pero en total estarán disponibles más de 30. Actualmente cuento con 54.000 visualizaciones y desde aquí os animo a suscribiros!!

Por otra parte realizamos sesiones prácticas ( La Experiencia) enfocadas a alumnos de colegios de entre 8 y 17 años. Cada clase, dividida en equipos de cinco personas, vive la experiencia real en un establecimiento hotelero, negocio familiar, www.hostalacuarela.com poniendo en práctica los tutoriales que previamente visualizan en sus correspondientes tablets.

Pero antes de pasar a la acción cada equipo se encarga de ensuciar las habitaciones del resto, como ejemplo podéis ver este vídeo https://youtu.be/vrD2mxCComc.

Otra forma de vivir la experiencia es como Comunicadora Social (conferencias) con el fin de concienciar a instituciones, empresas, asociaciones, familias y centros educativos. Cada conferencia va acompañada de un producto de impacto personalizados como símbolo de Igualdad para crear así un movimiento social dando visibilidad a las tareas del hogar y animando a que todos participemos de ellas.

¿Cómo es la receptividad de los niños ante este tipo de acciones?

La respuesta de los niños es increíble, se involucran con alegría y se sienten felices de formar parte del equipo que forma junto con su familia, y participar en su hogar. Aprenden jugando valores que para nada son un juego. Son el motor del hogar, ellos hacen que los padres cambien y permitan que colaboren todos en casa, independientemente se haga o no como uno lo desea, más lento o más rápido… implica flexibilidad para toda la familia, imprescindible para la vida. Lo positivo es que se hace y ¡todos participan, papá, mamá e hijos!

¿De qué manera se pueden trabajar estos valores en familia?

De una manera muy natural y flexible. La mejor forma de hacerlo es con el ejemplo. El colaborar todos como equipo, Grandes y Pequeños contribuyendo al bienestar de todos sus miembros.

¿Ha llegado el proyecto de alguna manera hasta la educación formal?

Sí. En Burgos he tenido la suerte de contar con varios centros educativos cuyos alumnos han vivido la Experiencia durante 3 horas de horario lectivo siendo inolvidable. Una nueva educación es posible en la que, a parte de lo académico, se centre en potenciar otras habilidades en el alumno y trasmitir valores fundamentales para la vida.

Sería fabuloso que centros que apuestan por el Aprendizaje Basado en Proyectos lo aplicaran y les sirviera de soporte el canal de youtube y conferencias.

¿Cómo se dibuja el futuro de esta iniciativa?

Pequeños Amos de Casa será un proyecto referente en temas de igualdad. Crearé un movimiento social a nivel nacional visibilizando las tareas del hogar y en pro de la Igualdad bien sea con las sesiones prácticas o como comunicadora social, apoyado en todo momento con un producto de impacto personalizado, que nos sirva a todos de recordatorio que las tareas del hogar están de moda.

Todo ello será posible al recibir el apoyo de instituciones, empresas, centros educativos, familias y asociaciones. Es responsabilidad de todos dejar un mundo mejor. ¡¡Desde aquí os animo a que me contactéis y protagonicemos este cambio tan deseado!!

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

¿Cómo funciona una escuela en un campo de refugiados?

El artículo 26 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos recoge que “toda persona tiene derecho a la educación. La educación debe ser gratuita, al menos en lo concerniente a la instrucción elemental y fundamental. La instrucción elemental será obligatoria”. Sin embargo, hay contextos en los que garantizar algo tan fundamental, es complicado.

Una de esas realidades complejas son los campos de refugiados, donde en ocasiones sólo se cubren necesidades básicas de supervivencia. Hoy, en este blog tenemos la oportunidad de conocer la experiencia de Rafael Moreno, voluntario de la escuela del campo de refugiados de Oinofyta (Grecia), que ha pasado allí casi cuatro meses repartidos en dos estancias entre 2016 y 2017.

Rafael, natural de Rota (Cádiz) y doctor en biología, contaba con 37 años durante su primera estancia en el campo de refugiados. Como él mismo narra, el proyecto de la escuela surgió en abril de 2016 a iniciativa de María, hija de un refugiado político chino, que creó la ONG Armando Aid, preocupada principalmente por la falta de acceso a la educación de los refugiados que llegaban de forma masiva a Grecia. Nutrida únicamente por donaciones (tanto de materiales como monetarias), y con un capital humano compuesto íntegramente por voluntarios, la escuela cuenta en la actualidad con un sistema organizado de clases y objetivos educativos. Respecto a las instalaciones, el edificio está dividido en aulas, cada vez más equipadas; además, en los últimos tiempos han conseguido adecuar unos baños en el patio que pueden ser usados por los alumnos. Una de las clases del colegio se usa como guardería en colaboración con la ONG I Am You. El trabajo de Fais Mohammad, como encargado del mantenimiento y enlace entre el colegio y la comunidad de refugiados está siendo fundamental para el sostenimiento de este servicio.

En invierno en la tiendaEn la tienda en verano

Respecto al día a día en la escuela, comenzaba con la llegada de los profesores alrededor de 30 minutos antes de que sonase la campana de comienzo de las clases. En esa media hora se preparaban los materiales  y se limpiaban las aulas. Después había una primera hora de clase, media hora de recreo en la que los niños jugaban en el patio y comían una pieza de fruta, y luego otra hora de clase. Los alumnos tienen entre 4 y 15 años, separados por edades y niveles, y la cantidad de niños por aula varía entre los 10 y 20. Fundamentalmente se enseña inglés y matemáticas. Por la tarde, le toca el turno de aprender inglés a los adultos (a partir de los 16 años), separados por sexos y en tres niveles.

Esperando para entrar en el coleWorking hard

Las principales dificultades a las que se enfrentaban los voluntarios docentes, según nos cuenta Rafa, son seis:

  • Barrera idiomática: los niños a los que él daba clase hablaban un inglés bastante monosilábico y entendían poco, por lo que la comunicación era bastante difícil.
  • Diferencia cultural: el respeto que mostraban a los profesores era inferior al que mostraban hacia gente de su cultura.
  • Diferente nivel y edad: el hecho de que en una clase hubiera niños de diferentes niveles y edades dificultaba mucho trabajar con ellos (sobre todo si no había profesor asistente).
  • Falta de hábito de ir a la escuela: muchos de los niños nunca habían ido al cole, lo que significa falta de todo tipo de hábitos: llegar a la hora, estar sentados, atender, respetar al profesor, hacer cosas que no les apeteciese…
  • Segregación por sexos: los niños eran reacios a priori a hacer cosas con otros niños si no eran de su mismo sexo.
  • Número variable de alumnos: el absentismo era frecuente e intermitente, lo que hacía que el número de alumnos fluctuase mucho.

Confusión escritura árabe 2Dibujo en una clase

Sin embargo, a pesar de las dificultades, el voluntario asegura que los niños iban respondiendo bien y aprendiendo más y más: “uno de los grandes pilares de su progreso fue el hecho de tener el mismo profesor durante meses. Conocerlos y conocerme ellos a mí creó una confianza mutua que hizo que el comportamiento de los niños mejorase sustancialmente, además de que la experiencia que fui adquiriendo me dio más herramientas. Sin duda el hecho de la rotación sistemática de profesores que venían para poco tiempo era uno de los principales lastres para el progreso de los alumnos”.

Sobre el futuro del proyecto, Moreno se refiere a la información que le sigue llegando desde Oinofyta: el colegio será cerrado el mes que bien y relocalizado en otro campamento. La labor de los voluntarios de ese campo de refugiados se centra ahora en dar consultoría a otras organizaciones que llevan colegios y que necesitan ayuda.

Para este voluntario, lo mejor de la experiencia es el enriquecimiento del que se ha beneficiado por haber conocido otra cultura, tan distinta, y por haber dado clase a sus niños. “Conocer la realidad de los refugiados ha sido duro, pero en nuestro campamento estaban relativamente bien atendidos y no se veían escenas duras (más allá de la dureza que conlleva ser refugiado huyendo de la guerra y haber dejado todo atrás, incluyendo en muchos casos familiares, vivos o asesinados). Sin embargo nunca olvidaré ciertas cosas, como el dolor de ver marcharse familias y alumnos para intentar llegar a los países ricos de Europa, despedirme de mis alumnos para verlos marchar por la noche para cruzar a pie las fronteras de los Balcanes, ver como sus padres se despedían de sus amigos llorando… Sin duda convivir con refugiados me ha hecho relativizar aún más los problemas que tenemos por aquí y sentirme muy afortunado”.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: Facebook y Twitter.

Carolina Hamodi reconocida por su trabajo en torno a la evaluación dialógica

La profesora Carolina Hamodi, perteneciente al Departamento de Sociología de la Facultad de Educación de la Universidad de Valladolid, fue reconocida con el Premio a la innovación de la enseñanza para jóvenes docente e investigadores, en el marco del X Congreso Internacional de Buenas prácticas docentes, que tuvo lugar el 3 y 4 de julio en León.

1.- ¿En qué consiste el proyecto merecedor de este reconocimiento?

Muestra el resultado de una experiencia en la que vengo trabajando años. Se centra en usar una forma de evaluar a los y las estudiantes que les permita maximizar su aprendizaje haciendo que sea «para toda la vida» (life long learning). La evaluación es formativa, pero no entendida como se entiende en su forma más común. En muchos casos se confunde evaluación formativa con evaluación continua, y ésta última suele ser sinónimo de «exámenes o pruebas continuas». Esto no es evaluación formativa. La evaluación formativa es aquella que ayuda a maximizar el aprendizaje durante el proceso gracias al feedback o retroalimentación que los y las docentes ofrecen a los y las estudiantes sobre los que han hecho, y con comentarios sobre cómo los pueden mejorar.

Además de tomar la base de la evaluación formativa, el sistema con el que trabajo se compone de una serie de medios, de técnicas y de instrumentos de evaluación que me permiten alcanzar el objetivo. Los medios utilizados son fundamentalmente dos: el PAT (Proyecto de Aprendizaje Tutorado) y el portafolios. Ambos son medios sobre los  que ya existe abundante literatura que avala el desarrollo de competencias a través de éstos. La técnica utilizada es la evaluación dialógica, que consiste en implicar a los y las estudiantes en el proceso evaluativo. Los instrumentos que utilizamos son diferentes rúbricas y «check list» que nos permiten unificar los criterios y que ellos y ellas los conozcan de antemano.

Cuando desarrollan estos medios (PAT y portafolios) de forma grupal, la calificación final no tiene porqué ser la misma para todos los componentes del grupo, puesto que no siempre todos se implican con la misma intensidad.

No es coherente desarrollar un sistema de evaluación formativa durante todo un cuatrimestre que termine con la calificación del docente poniendo un número.

2.- Dado que el objetivo de estos premios es reconocer el trabajo de calidad orientado a la mejora de la educación y la enseñanza en cualquier nivel educativo, ¿cómo contribuye tu aportación a esa mejora?

Creo que el potencial de mi sistema reside en que la evaluación es formativa y compartida. Este tipo de evaluación es aplicable a cualquier nivel educativo. Además, considero que es importante el diálogo con los y las estudiantes, y que sean ellos quienes también puedan juzgar su implicación de manera crítica. En la educación superior debemos formar universitarios y universitarias capaces de ser autoreflexivos. Si la docente coloca un número final (calificación) y los y las estudiante  no tienen nada que decir, de alguna manera les estamos formando para que sean conformistas, poco o nada críticos/as y que evadan responsabilidades. Y esa no es la idea de la formación de un universitario o universitaria, sino más bien todo lo contrario. Pero considero que en todos los niveles educativos debemos fomentar estos valores.

IMG_4491

3.- ¿Aplicas de forma práctica tu proyecto en el día a día del aula universitaria? ¿De qué manera?

Sí, claro. En la forma de evaluar y calificar las asignaturas que imparto. De hecho, el premio resalta esa experiencia innovadora que ejecuto y pongo en práctica cada cuatrimestre.

4.- ¿Habría posibilidad de trasladar las conclusiones de tu aportación a otros niveles educativos?

Si, efectivamente. Como indicaba anteriormente, mi aportación tiene como trasfondo la formación de sujetos críticos y reflexivos. Pero esto es algo que no debe comenzar a trabajarse en la Universidad, sino en las primeras etapas educativas.

5.- ¿Qué supone para tu carrera académica este reconocimiento?

Este reconocimiento procedente de un comité de expertos y expertas internacionales en innovación en la educación ha sido muy gratificante. Aunque he de reconocer que para mí, lo más gratificante han sido las felicitaciones de los y las estudiantes. Al fin y al cabo, trabajo para ellos y ellas, y que sientan que el premio que me han otorgado es justo porque el trabajo que desarrollo les ayuda a formarse, es lo que más me satisface.   En muchas ocasiones el sistema universitario meritocrático nos exige trabajar cada vez más, no dejar de investigar, de publicar, etc. Y en ocasiones, cuando te paras a pensar si realmente merece o no la pena y ves que lo que haces tiene algún reconocimiento por parte no sólo de la comunidad científica, sino  de los y las estudiantes, se corrobora la idea de que ese esfuerzo merece la pena.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: Facebook y Twitter.

Escuela de Artes de Soria: premiada por el proyecto Escuelas Creativas de Fundación Telefónica

La Escuela de Artes de Soria ha resultado ganadora de uno de los premios a la categoría de Centro Personalizado del proyecto de Escuelas Creativas Ferrá Adriá de la Fundación Telefónica por su iniciativa ‘Soria como laboratorio de aprendizaje’.

Para conocer más sobre este trabajo educativo, hablamos con Miriam Tello, jefe de estudios del centro formativo:

 1.- ¿Puedes explicarnos en qué consiste vuestro proyecto?

El reto que presentamos en Escuelas Creativas Adriá de Fundación Telefónica se puede resumir así: Investigar y aplicar la metodología participativa e interdisciplinar mediante propuestas de diseño para la innovación social a través de nuestro proyecto de centro “Soria como laboratorio de aprendizaje” (#SoriaLAB).

Desde hace varios años trabajamos en la aplicación de la metodología participativa e interdisciplinar en el centro. Pensamos que, como docentes, estamos obligados a debatir sobre el modelo pedagógico que seguimos para poder adaptarlo a la sociedad y los cambios socio técnicos que en ella se producen, eso sí, siempre con sentido crítico, tratando de ser rigurosos y no motivados por las modas del momento. Esta idea requiere que profundicemos en aspectos cómo qué enseñamos y donde lo hacemos, tanto de una manera general, como asociada a la disciplina del arte y el diseño, que son los campos de especialización de nuestros estudios. Todo esto, por supuesto, tratando de dar respuesta a las particularidades, para crear un entorno a la medida de cada necesidad.

Hace dos años decidimos que para poner en práctica todo esto de manera más efectiva podría ser útil elegir un tema común desde el que diseñar actividades de enseñanza aprendizaje. El curso pasado nos decantamos por “El alimento” y ahora está siendo “Soria como laboratorio de aprendizaje” donde situamos a la ciudad como territorio de experimentación educativa global tanto en un sentido disciplinario como social.

Este proyecto nació con la intención de tener en cuenta el espacio urbano como extensión del aula. Tenemos la convicción de que los municipios en los que vivimos deben ser construidos por sus ciudadanos, para que estos puedan ser protagonistas responsables de los lugares en los que habitan, para que no sean meros espacios de tránsito, fríos y sentidos como escenarios ajenos, sino como entornos donde la vida pueda darse de forma armónica, sostenible y participativa. Con esta intención iniciamos un plan de colaboración con diferentes centros educativos para hacer del  Casco Viejo de nuestra localidad, Soria, un espacio para la educación.

El proyecto se formalizó mediante un acuerdo de colaboración entre la Dirección Provincial de Educación Provincial y el Ayuntamiento de Soria.

easd-sorialab-participantes

*click en la imagen para visualizar más grande

2.- ¿En qué momento y por qué decidís presentaros a la convocatoria de Escuelas Creativas?

Supimos de la convocatoria a través de una exalumna y nos pareció que encajaba con lo que estábamos haciendo, así que decidimos participar en la modalidad de Cetros.

Hay que decir que muchos de nosotros teníamos como referencia tanto el trabajo de Fundación Telefónica que había llevado a cavo en Escuelas Disruptivas, como la exposición que organizó entre 2013 y 2014: Ferrán Adrià. Auditando el proceso creativo, que visitamos con el alumnado de ese año. Así que, con todos estas premisas, nos pareció muy estimulante.

3.- ¿Cómo ha sido el proceso de participación? ¿qué es lo más positivo que habéis obtenido de esta experiencia?

Ha habido muchas cosas positivas, por resumir nos quedamos con tres. Por un lado está  la visibilidad que nos ha dado. Otra cuestión muy positiva ha sido la participación del profesorado y el alumnado, ya que un trabajo de esta envergadura solo se consigue con personas involucradas y finalmente citaría el proceso de análisis que hemos tenido que hacer del centro. En Escuelas Creativas se nos planteó que los centros son ecosistemas conformados por seis sistemas que los movilizan: conceptual, administración y gestión, organizativo, comunicación y marketing, pedagógico y experiencial. El concurso implicaba plantear un reto que queríamos alcanzar y que tuvimos que relacionar con estos sistemas para saber cómo poder conseguirlo. Este trabajo se hizo en paralelo con una exhaustiva recopilación de las cosas que en el pasado habíamos hecho en torno a él y con todo ello, diseñamos un plan de centro a tres años para conseguir los objetivos marcados.

19092735_10154708587162151_7489626316674553389_o

La verdad es que esta labor de autoauiditoría ha sido muy profunda y gracias a ella tenemos más consciencia de lo que somos y hacia donde queremos ir.00fotogrupo con lonamuro restaruado

19023299_10154698614897151_6236613604409379185_o

 

 4.- ¿Y qué os supone ser los ganadores de la misma?

La Escuela está en constante proceso de mejora de sus procesos de enseñanza aprendizaje y el premio es el mejor aval externo que podíamos tener. Confirma que estamos en el buen camino y nos posiciona allí donde queríamos estar. Y por supuesto la cuantía económica de 6000 euros nos va a facilitar seguir mejorando gracias a un plan elaborado a la medida de nuestras necesidades.

 5.- ¿Cuál es el futuro del proyecto?

Respecto a Fundación Telefónica todavía no se sabe si tendrá continuidad, cosa que nos gustaría, actualmente sabemos que están elaborando una publicación que recogerá las experiencias de los centros seleccionados y que el 15 de noviembre será el evento de la entrega de premios.

Por nuestra parte el futuro sobre todo se presenta emocionante. Por supuesto, vamos a seguir con el proceso de cambio metodológico que hemos iniciado y que tan buenos frutos nos está dando. Esperamos por ello, seguir colaborando con otros Centros educativos, instituciones y la ciudadanía para llegar a sitios donde solos no podríamos. Queremos continuar uniendo teoría y práctica, pensamiento y acción como base para contextualizar los contenidos, dar voz al alumnado o reflexionar juntos sobre lo que hacemos. En este sentido, el Equipo Directivo seguirá facilitando estas sinergías con la mejora de los espacios, la formación continua del profesorado y la búsqueda de retos que nos hagan seguir proyectando la escuela al exterior.

Más información sobre el proyecto aquí.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: Facebook y Twitter.

El patio como espacio de enseñanza- aprendizaje

Hace ya varios post que ha quedado claro en este blog el alto poder educador de lo lúdico, tanto en su versión estructurada como el juego libre. Y, hablando del binomio entretenimiento y escuela, no podemos dejar de analizar el tiempo de recreo que, diariamente, pasan los alumnos en el patio escolar.

Cuando nos referimos a la innovación educativa es complicado que la apliquemos más allá de los límites del aula. Sin embargo, hay otros momentos durante la jornada escolar en la que el alumnado también está aprendiendo, construyendo partes tan importantes como su ser social, en base a los mensajes que recibe de su entorno.

Si analizamos un patio de primaria estándar de cualquier colegio que se nos venga ahora a la mente, creo que todos tendrán varias cosas en común. La más evidente, un protagonista indiscutible: el campo de fútbol, que reina majestuoso ante cualquier otro deporte. Cierto es que, aunque algo tímidamente, poco a poco otros deportes se van haciendo un hueco. Pero todavía existe una repartición no equitativa de los espacios.

Y no hay más que dedicarle un tiempo a la observación de este espacio de recreo para darnos cuenta de lo que ello significa en cuanto al reparto del espacio en torno a edad y género del alumnado. Bien es cierto que la tendencia es una regulación, por parte del profesorado, para que todos los cursos puedan optar a un uso equitativo de los espacios, y por ello aquello de que el patio es territorio de los más mayores del colegio ya es historia. Sin embargo, sí que es significativo como las chicas suelen ocupar espacios más periféricos, fuera del área central dedicada al deporte, siendo éste territorio de varones. Cierto es, no lo podemos negar, que cada vez son más las féminas interesadas en participar en el ocio deportivo. Pero aún el porcentaje está muy descompensado, y ello provoca una división del espacio dispar.

Por otro lado, ¿qué pasa con aquellos alumnos que no les interesa el deporte? O simplemente que quieren repartir su tiempo de esparcimiento entre ésta y otras aficiones… En principio, no está contemplada la posibilidad de pasar el descanso entre clases en otro espacio que no sea el patio del colegio. Sin embargo, hay estudiantes que tienen unas necesidades distintas a este respecto, y que también deben de ser tenidas en cuenta. Hace unos días, un papá me contaba que lo que más le gusta hacer a su hijo durante ese tiempo es dedicarlo a la lectura. También los habrá que prefieran los juegos de mesa, actividades audiovisuales y tecnológicas, o manualidades. Es cierto que esta realidad está cada vez más presente en los claustros de docentes, que responden con propuestas como una biblioteca abierta durante los 30 minutos de descanso.

Una vez más, la diversidad se impone. Y nosotros, como la parte adulta y con capacidad de toma de decisiones de la comunidad educativa, debemos darle una respuesta. Empezar a plantear el recreo como un espacio educativo surge como una necesidad imperante en los entornos más innovadores, y de hecho, cada vez es más común que este espacio sea repensado y rediseñado para responder a dicha necesidad (una muestra de ello es la propuesta que hace el blog Tierra en las manos). A veces, es tan sencillo como observar a nuestros alumnos y dejarles que ellos nos guíen hacia la solución más adecuada. A veces, es sólo cuestión de plantearse la necesidad de cambiar, de adaptarse, de seguir creciendo día a día.

***************************************************************************************

¿Quieres hacerme llegar alguna propuesta o proyecto educativo para darlo a conocer a través de este blog? ¡Puedes hacerlo! Escríbeme a blogalapizarra@gmail.com

También puedes seguirme a través de mis redes sociales: Facebook y Twitter.

Blog de Educación / desdeSoria.es