21-6-2016. La hospitalidad del ‘Vino griego’

Desde hace unos años, siguiendo unos caminos enrevesadísimos repletos de casualidades que yo por lo menos todavía no he sido capaz de conocer, una de las canciones que más se escuchan en las fiestas de San Juan y en los partidos del Club Deportivo Numancia es el ‘Vino griego’ de José Vélez. Antes de ayer la grabé en La Compra, metiéndome en el chiringuito de la peña El Desbarajuste:

La canción que popularizó el canario Vélez la escribió un austriaco, Udo Jungers, en 1974, para describir la nostalgia de los trabajadores griegos en Alemania, nostalgia de su tierra. Uno de ellos logra vencerla entrando en una posada, en plena noche fría, y los allí presentes le hacen sentirse uno más, invitándole a vino y permitiéndole durante unas horas olvidarse de todo.

Supongo que algo de eso tienen las fiestas de San Juan, tan apreciadas por los forasteros por la hospitalidad que perciben.

Para los que leáis esto y no seáis de Soria, la ‘nueva tradición’ es muy sencilla: Cuando empieza a sonar el ‘Vino griego’, los camareros y clientes echan líquido (cerveza fundamentalmente) en la barra y, cuando empieza el estribillo, todos los presentes la aporrean con fuerza mientras tararean y vuelan las gotas impregnando a todo el mundo. Tan arcaico como divertido.

Los sorianos no somos los únicos que hemos hecho nuestra esta canción. La afición del equipo de rugby de Bayona, el Aviron Bayonnais Rugby, también se emocionan con la versión francesa.

Un comentario sobre “21-6-2016. La hospitalidad del ‘Vino griego’”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Resuelva la operación * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.