PEPE VIYUELA, MERECE LA PENA

Mañana jueves, a las 20,30 horas, en La Audiencia, 18€, El Baile de Edgar Neville.

El baile 2

Me siento ‘maduro’ viendo obras que hace ya han estado en Soria. Pasó la semana pasada con La mujer de negro de Emilio Gutiérrez Caba. Excelente como siempre Emilio, pero lo mejor es que descubrí a un extraordinario actor, Iván Massagué. (Lo que me pierdo por no ver series de televisión). Cuando salía de la obra, me quedé con ganas de aplaudir a los técnicos de sonido y de luz. Estos sí que se lo curraron, la parte fundamental de la obra está en sus manos. Bravo.

El Baile es una obra redonda de teatro, de esas en las que recuerdas la trama y sus representaciones. De esas que me gustan porque se juega con el tiempo y lo que pudo haber sido y no fue.

Como decía, ya estuvo en Soria hace más de 20 años. Por aquel entonces, el papel de Adela lo hacia Cristina Higueras y yo quería ser Pedro y Julián para estar con una mujer como esa. Aquellos momentos son por los que te enganchas a esto del teatro, por los que te seduce ese mirar actuar y por los que te sientes un personaje en este teatro que es la vida… Mira que me pongo ñoño.

De esta nueva versión que se ha hecho de la obra de Edgar Neville (qué buen director en El malvado Carabel o La torre de los siete jorobados), me atrae la figura de Pepe Viyuela. Yo creo que ya nació siendo actor. No me lo imaginaba haciendo otra cosa que no fuera representar.

En los años 90 yo veía más televisión que teatro (ahora no) y lo descubrí en el Un, dos, tres. Me encantaban sus actuaciones (puro slastic hablado) y su imaginación desbordante ante el manejo torpe e inepto de cualquier objeto habitual. Muy famoso es su espectáculo ( no sé si seguirá haciéndolo) llamado Encerrona, él solo y su ardua pelea con una silla cuando se ve ante un público expectante. Merece la pena verlo.

Digo que no me lo imaginaba en otra profesión, pero es que, en una feria del libro de Soria, descubrí que también era poeta y leyéndolo todavía creció mi admiración más por él. Os dejo aquí un enlace a un blog de poesía que yo sigo y en el que, como no, Noemí Vico hizo una reseña magnífica del Viyuela poeta. Merece la pena leerlo.

Pero es que el otro día vi en el telediario que Pepe Viyuela andaba por Palestina de payaso, haciendo reír a aquellos niños que tanto lo necesitan en el Festiclown. Veo que es una buena y comprometida persona. Merecerá la pena tratarlo.

Pero es que hace un mes vimos, aquí en Soria, Maribel y la extraña familia. Y entre las buenas actrices de la obra descubrí una joven que lo bordaba, que estaba a la misma altura de la gran Lucía Quintana y cuando veo el programa de mano descubro que es la hija de… Pepe Viyuela. De casta le viene al galgo. (Lo confieso miento al decir esto, porque Camila ya me había fascinado cuando la vi en el Valle-Inclán haciendo El viaje a ninguna parte). Merecerá seguirla también.

Camila Viyuela

Pero es que me cuentan que Pepe Viyuela es uno de los personajes más carismáticos de la serie Aida. (Lo que me pierdo por no ver series de televisión).

Pepe aida

Pero es que el otro día, volviendo del teatro en Logroño, escucho en RNE, en el programa Abierto hasta la 2  que Pepe Viyuela hace de Don Do-re-mi-gio. Merece la pena oírlo.

Este hombre merece la pena. Habrá que ir a verlo, ¿no?

Que conste que a Susana Hernández, desde su programa televisivo Mitomanía con Ignacio Salas y Guillermo Summers, la he visto en obras de teatro como La tortuga de Darwin, Las visitas deberían estar prohibidas por el Código Penal Sainetes y alguna otra que no recuerdo. Y siempre me ha resultado una actriz  convincente y poco valorada a lado de otras. A Carles Moreu, también en Las visitas deberían estar prohibidas por el Código PenalSainetes de D. Ramón de la Cruz (en el Pavón).

Apuntes de cine

Me voy corriendo al cine que hay seis pelis esta semana que quiero ver. Esto de la digitalización de las salas va a ser mi perdición.

Un comentario sobre “PEPE VIYUELA, MERECE LA PENA”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Resuelva la operación para publicar el comentario *