Cima 28 de 45. Madrid y Segovia. Peñalara. 2.428 metros. 11-10-2016

De las 45 cimas que conforman el reto que da título a este blog, la de hoy es una de las que más ilusión me ha hecho y me hará. En primer lugar, porque es la montaña más alta de mi provincia, de Madrid, igual que lo es de la vecina Segovia. Y en segundo lugar, porque la he hecho con Alfonso, con quien ya pateábamos estas montañas de la Sierra madrileña hace más de veinte años, aunque yo nunca subí al Peñalara hasta hace unas horas.

Como no me he cansado de repetir a lo largo de este blog, el objetivo del mismo no es abrir vías nuevas, ni subir por las rutas más largas o más espectaculares. De hecho, en la mayoría de los casos intento subir por la vía canónica, por lo que en montañismo suele denominarse la ‘ruta normal’.

En la cima

En la cima

Sucede que eso mismo es lo que hemos hecho hoy en el Peñalara. ¿Qué pasa entonces? Que ascender a una imponente montaña de más de 2.400 metros de altitud se convierte en poco más que un paseo con pendiente, cuando en invierno, y siguiendo otras rutas, puede ser una verdadera odisea subir a esta cima del Sistema Central, desde donde se divisan unas espectaculares vistas de la gran llanura castellana, con Segovia en primera plana.

Yo estoy de vacaciones pero Alfonso trabajaba por la mañana. Como hoy es casi viernes (mañana es festivo, 12 de octubre), ha podido organizarse para salir de Madrid a las 12.30. Él llevaba embutido y yo agua, solo necesitábamos comprar algo de pan para repetir las clásicas excursiones montañeras en las que no hace falta más nada.

Más gente de la esperada

Hemos pasado el Puerto de Navacerrada, donde nos ha sorprendido el gran número de coches que había, y hemos llegado poco después al Puerto de Cotos. De nuevo nos ha extrañado que un martes de octubre hubiera más coches y más personas de las que esperábamos, aunque muy lejos de cualquier tipo de masificación.

La subida clásica es, por tanto, desde el Puerto de Cotos. Hoy el día estaba espléndido de sol, con un poco de viento en cuanto hemos llegado a la cresta. La subida que hemos elegido es la más directa, el llamado sendero RV2. No tiene pérdida ninguna en días como hoy. Hemos dejado atrás la Venta de Marcelino y el Centro de Visitantes por una fuerte subida, la de las clásicas zetas.

El refugio Zabala

El refugio Zabala

A la derecha hemos dejado dos senderos. Primero, el que va directamente a la Laguna de Peñalara. Segundo, el que va al refugio Zabala y, si se desea, desde ahí también a las lagunas de Peñalara, los Claveles, los Pájaros…

Hemos seguido hacia arriba por las zetas, hasta llegar al cresterío. Con un día como el de hoy hemos podido disfrutar, ya lo he dicho, de una amplísima visión. No hay más misterio. Al llegar al cordal cimero, hay que girar a la derecha. Aparte de que es casi obvio, viene marcado. Y, por si fuera poco, nos hemos encontrado varios grupos de personas que ya iban bajando de la cumbre.

Otro paseo nos ha dejado a nosotros dos en ella. Hacía viento fresco, pero no se estaba mal del todo. Hemos hecho las tradicionales fotos de cima, tanto de nosotros como de algunos elementos de la misma, y hemos reemprendido el regreso.

Posible ruta circular

Hemos vuelto por el mismo camino de la ida. Yo recomienzo hacer la ruta circular, siguiendo un poco en línea recta, para bajar a la derecha y regresar por las lagunas que he citado antes. Otra buena opción es utilizar más de un coche o un autobús y bajarse hasta La Granja de San Ildefonso, para disfrutar después de un paseo por su palacio y sus jardines.

Eso, para nosotros, será otro día. Hoy hemos tenido más que suficiente con disfrutar de un gran día en el monte madrileño para celebrar que ya hemos superado la barrera de los tres quintos de este proyecto.

Punto de salida: Puerto de Cotos.

Distancia: Unos diez u once kilómetros.

Desnivel: Cotos está a 1.830 metros y el pico, a 2.428. No se pierde altura en ningún momento del ascenso, así que, si la calculadora no engaña, 600 metros casi clavados.

Cuánto se tarda: Hemos ido más rápido que lento, aprovechando que no llevábamos mucho equipaje. Hemos subido en hora y cuarto y bajado en alrededor de una hora. Contando el tiempo de la cumbre, la caminata no ha llegado a las dos horas y media.

Explícame cómo se sube sin literatura: Aparcas en Cotos. Es muy fácil. Subes las zetas que dejan a los lados el Centro de Visitantes y el Club de Montaña Peñalara. Cuando terminas las zetas, sigues la cresta girando a la derecha y llegas a la cima en un rato.

La canción de Fernando (Segovia):

La canción de Fernando (Madrid):

Leave a Reply

  

  

  


− 3 = uno

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>